Gente y habitantes de Cadiz » 093. LUIS DE LA ORDEN OTAOLAURRUCHI. Un gaditano con muchas luces.

093. LUIS DE LA ORDEN OTAOLAURRUCHI. Un gaditano con muchas luces.

2 12 2009

El gaditano Luis de la Orden Otaolaurruchi fue uno de los primeros ingenieros de caminos, puertos y canales que trabajaron a finales del siglo XIX en la Diputación provincial de Cádiz para mejorar sus carreteras. Este olvidado ingeniero es recordado últimamente por ser uno de los pioneros del alumbrado público por electricidad en la ciudad de Cádiz, según detalla Juan Antonio Fierro Cubiella en su libro sobre la historia gaditana de la electricidad.

Nació en Cádiz en 1844, hijo de Manuel de la Orden y de Mª Vicenta Otaolaurruchi. Su hermano Antonio de la Orden fue diputado provincial por el Puerto de Santa María y por Sanlúcar de Barrameda, además de otros puestos políticos. Casado con Dª Isabel Fibajar, sólo tuvo una hija, Mª Vicenta de la Orden. En 1866 ingresó como ingeniero y desde 1874 trabaja en el servicio de obras públicas de la Diputación provincial de Cádiz.

2-diputacion-Cadiz

Luis de la Orden trabajaba como ingeniero en la Diputación provincial de Cádiz.

Luis de la Orden fue vicesecretario de la Real Academia Gaditana de Ciencias y Letras (fundada en 1876) que adoptó más tarde el nombre de Real Academia Hispanoamericana desde 1909. Estuvo presente en todas las reuniones de la Academia desde la primera presidencia de Francisco Flores Arenas hasta la de Vicente Rubio y Díaz. En estos años Luis de la Orden colaboró con el secretario Romualdo Álvarez Espino. Era académico supernumerario de esta Academia gaditana (el nº 4º del escalafón) y consiguió ser uno de sus presidentes en 1884.

3-Instituto-Rosario

Muchos profesores del antiguo Instituto Columela participaron activamente en la Real Academia Gaditana de Ciencias y Letras.

1-Enrique-Bonnet-1889En 1879 participa en la organización de la Exposición Regional de Cádiz que se celebró en el Hospicio Provincial de Santa Elena (actual Instituto Valcárcel, en la Caleta). Crea una sociedad en comandita (en la que los socios aportan o su capital o su trabajo) con el telegrafista Enrique Bonnet y Ballester, que fue uno de los inventores más importantes de las telecomunicaciones españolas en esta época. Según refiere Fierro Cubiella, en su historia de la electricidad en la ciudad de Cádiz, La Orden y Bonnet emprenden una serie de empresas innovadoras como el alumbrado eléctrico en las calles de Cádiz, además de la instalación de un sistema de balizas eléctricas en los bajos de las Puercas y de los Cochinos, a la entrada del puerto de Cádiz. Desde 1882, La Orden y Bonnet iluminan la calle Ancha, después de hacer una prueba de alumbrado eléctrico en el Ayuntamiento gaditano; durante varios años iluminan la Velada de Nuestra Señora de los Ángeles, en el parque Genovés y en la Alameda de Apodaca, con un sistema muy eficaz de alumbrado eléctrico superando las deficiencias anteriores. El telegrafista Enrique Bonnet fue socio de Luis de la Orden en el alumbrado eléctrico de Cádiz desde 1881.

El primer alumbrado eléctrico funcionó el 22 de junio de 1882, concretamente el ensayo tuvo lugar en un local que fue de una orden religiosa. Una máquina de fabricación inglesa,con 12 caballos de fuerza y a 6 atmósferas de presión,imprimió acción al generador eléctrico sobre una bujía Joblocohkoff que dio luz intensa a unas lámparas con una autonomía de más de cinco horas.

26-noviembre-1918-electrici

Anuncio de 1918. El servicio municipal eléctrico estaba en la plaza Gaspar del Pino, 1.

4--valcarcel

IMAGEN 4: En el Hospicio de Santa Elena, actual Valcárcel, se celebró la Exposición Regional de Cádiz en 1879.)

5-Vicente-Rubio-DiazDesde 1881, la revista La Academia, dirigida por José del Toro, informa puntualmente de los trabajos eléctricos de Enrique Bonnet con los comentarios de dos telegrafistas, Juan Sánchez Villegas y Alfonso Márquez Rodríguez. Sabemos que Bonnet no pertenecía a la Real Academia Gaditana de Ciencias y Letras, que patrocinaba dicha revista, pero podemos aventurar que su académico Luis de la Orden pudo impulsar el ingreso de los dos telegrafistas en la Academia y al mismo tiempo animarles a publicar sus crónicas sobre la electricidad. Queda pendiente aún el estudio de la importancia que Luis de la Orden tuvo en la aceptación del murciano Bonnet en los círculos culturales y científicos del Cádiz de la Restauración. Vicente Rubio y Díaz, primer director del Instituto Columela y presidente de la Academia de Ciencias y Letras.

El ingeniero Luis de la Orden OtaIolaurruchi murió tempranamente a la edad de 43 años, el 18 de marzo de 1887, recibiendo sepultura en el cementerio municipal de San José de Cádiz. (Texto: Carlos Sánchez Ruiz)


Acciones

Informacion

5 respuestas a “093. LUIS DE LA ORDEN OTAOLAURRUCHI. Un gaditano con muchas luces.”

2 12 2009
Carlos Mathé (20:38:28) :

Luis de la Orden fue alumno del Instituto Provincial (antiguo Columela) desde 1870 hasta 1872, procedente de la Escuela de Comercio, según consta en la base de datos realizada por el Archivo Histórico Provincial de Cádiz. Por tanto pudo ser alumno del director del centro, Vicente Rubio y Díaz, y de otros profesores de este instituto como Romualdo Álvarez Espino.

20 12 2009
fierro (17:54:35) :

Me parece un buen artículo, hay destrás de él un buen trabajo de captación de datos, que solo conocemos quien lo padecemos. Enhorabuena, me hubiera gustado haberlo conocido antes. Se le debe dat más difusión a este tipo de trabajos.
Juan A. Fierro

21 12 2009
Carlos Sánchez Ruiz (00:54:46) :

Gracias por el comentario. Quedan aún muchos detalles de la historia de Cádiz que han quedado olvidados, como este de la intervención de Bonnet y La Orden. Pero sus trabajos eléctricos están muy bien expuestos en tu libro sobre “la historia de la electricidad en la ciudad de Cádiz”. Espero que podamos hablar sobre estos temas en persona. Aprovecho para mandar un saludo a tu hermano Eduardo que fue compañero nuestro en mi instituto.

8 01 2010
Carlos Sánchez Ruiz (19:55:53) :

Una rectificación (por un despiste o por las prisas):

La revista “La Academia” era el organo periodístico de la Academia Gaditana de Ciencias y Artes (no hay que confundirla con la Real Academia Gaditana de Ciencias y Letras). Esta revista sustituyó desde 1880 al Boletín Gaditano de la misma asociación.

Sin embargo, algunos profesores del Instituto prov. de Cádiz, como Romualdo Álvarez Espino, también participaban en esta tertulia o sociedad cultural. Por tanto los telegrafistas Márquez y Sánchez Villegas ingresaron en la Academia Gaditana de Ciencias y Artes, además de colaborar en su revista “La Academia”.

20 01 2010
Carlos Sánchez Ruiz (00:20:44) :

Luis de la Orden también fue el socio fundador nº 227 del Casino Gaditano, lo que confirma su presencia en muchos acontecimientos culturales del Cádiz de finales del siglo XIX.

Deje un comentario

usted puede usar estos tags : <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>