Gente y habitantes de Cadiz » 237.- CÁDIZ, PUERTA DEL TOREO MEXICANO. La llegada de Ponciano Díaz (I)

237.- CÁDIZ, PUERTA DEL TOREO MEXICANO. La llegada de Ponciano Díaz (I)

30 04 2010

muelle-2-horizontal 

Por este puerto entró el toreo mexicano en España, toreo de ida y vuelta. Ese viaje de retorno lo protagonizó el diestro Ponciano Díaz, y la arribada a nuestra ciudad se puede rastrear por una pequeña joya, un libro que es muy buscado por los bibliófilos de tema taurino.

banderillas-dos-manos-vEn 1889 se publicó en Cádiz, en la tipografía de Díez y Sánchez, un folleto de 14 páginas en octava titulado “Biografía del célebre torero mexicano  Ponciano Díaz, con todos sus hechos muy notables y las cogidas que ha tenido”. Esta figura histórica de la lidia llegó a España el mismo año de esta edición, presentándose en Madrid el 28 de julio de 1889. Ponciano Díaz Salinas fue el primer diestro de verdadera fama procedente de América y uno de los primeros matadores extranjeros que actuaron en Madrid. (Las banderillas a dos manos a caballo era una suerte de la charrería que practicó Ponciano en los ruedos españoles, aunque toreaba a pie. Durante la lidia montaba a caballo en el tercio de banderillas y ejecutaba alguna de las suertes del rodeo mexicano). 

Practicando la moderna lidia a pie, fue uno de los primeros matadores mexicanos que actuaron en Europa. Más tarde vendrían el torero millonario Vicente Segura y Rodolfo Gaona, pero ya en el Siglo XX. Este volumen editado en Cádiz puede ser el primero dedicado exclusivamente a este legendario torero mexicano, discípulo del portorrealeño Bernardo Gaviño y que en 1889 tenía diez años de alternativa. Desconozco una monografía más antigua dedicada al primer torero mexicano con categoría de figur del toreo.

brindis vEl folleto, que se vendía a diez céntimos de peseta, abre con un elogio del éxito alcanzado en las corridas de Madrid por el toreo mexicano con el “jarifeo” (Sic.) y Manganeo, así como la suerte de banderillear a caballo,  poniéndolas a la altura de las suertes que puedan ejecutar Lagartijo y Frascuelo. (Una viñeta de la época representando a Ponciano,el torero de Atenco, en un brindis. Es una figura muy popular aún en México, donde todavía se cantan corridos relatando sus hazañas en el ruedo).

El autor es un histórico del periodismo taurino mexicano Este pequeño texto, se publicó sin firma de autor. El título, nos arroja la primera aunque pobre luz de que quien lo escribió bien pudiera ser mexicano, ya que emplea la palabra mexicano con la grafía “x” del castellano antiguo, fórmula muy desusada en España en la época, donde siempre se utilizaba la forma Méjico y mejicano. Sigue la biografía breve de Ponciano con léxico mexicano como “caporal” o expresiones que conducen a la sospecha como “Del celebre Bernardo Gaviño” -el torero muerto en Texcoco no era tan conocido en España entonces como en México- o “Hay motivos para que este torero sea simpático a los españoles”.

ponciano-retrato-vTal vez la respuesta al enigma de la autoría del folleto está en que la tercera parte de esta breve obra está dedicada a Julio Bonilla. El escritor jalapeño contaba entonces 34 años, y era propietario, fundador y director de “El arte de la lidia” que se publicaba en México sin interrupción desde 1884. Esta revista taurina fue según mis datos la primera que se publicó en el  continente, o mejor dicho, en tierra firme, porque en 1883 apareció en Cuba la revista “La lidia en La Habana”, a la que seguirían en la misma década “La revista de toros”, “El tío Camama”, “El Puntillero”, “Toros en La Habana”, “La Muleta”, “La Garrocha” y “La Bronca”. “El arte de la lidia” sí que fue una revista duradera, no como las cubanas que apenas vivían una temporada. Bonilla la dirigió hasta este año de 1889 en que le sucedería Antonio Calvo, lógico si iba a emprender un viaje largo a España, ya que acompañó a Ponciano a Europa. (Ponciano, puro México, vestido de charro, el atavío que utilizaba en su periplo español).

bandera-horizontal

Su revista fue el vivero de posteriores publicaciones mexicanas de tema taurino, ya que nada menos que siete se contabilizaban en la ciudad de México en 1887: “La banderilla”, “La voz del toreo”, “El toro”, “El Correo de los toros”, “El monosabio”, “La muleta” y “La divisa”. Bonilla murió en 1909.


Acciones

Informacion

Deje un comentario

usted puede usar estos tags : <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>